Atendiendo al tiempo que nos ha tocado vivir y las múltiples dificultades que éste conlleva – desde problemas presupuestarios de administraciones y empresas privadas, hasta la conciencia real de que el crecimiento de la población y los recursos materiales del planeta tienen un limite finito –, parece sensato reclamar hoy que algunos de los caminos fundamentales que ha de seguir la arquitectura, pasen por realizar construcciones sostenibles y conscientes de las limitaciones ambientales, así como por la protección del territorio y el paisaje. Bajo mi punto de vista, esto puede interpretarse desde el entendimiento de la recuperación – reutilización – rehabilitación de edificios y estructuras urbanas preexistentes como las claves para transformar y revitalizar nuestras casas, ciudades e incluso el territorio, haciendo de ellos un lugar mejor dónde vivir.

La mayoría de obras que aquí se darán cita – desde importantes monumentos históricos o precisas infraestructuras industriales, hasta vacíos urbanos que requieren de una revisión que los adapte a los nuevos tiempos –,  comparten el denominador común de aportar múltiples formas de ver y usar construcciones de un pasado, remoto o reciente, que encierra infinitas posibilidades de futuro.

Con la intención de incidir en estos aspectos, en un mundo digital en el que la información es casi ilimitada y la diversidad de enfoques arquitectónicos resulta abrumadora, re-arquitectura nace en el año 2014 con la actitud crítica de filtrar parte de todas estas propuestas. El objetivo del blog, en definitiva,  es convertirse en un lugar de intercambio de ideas y proyectos que pondrán en valor ciertas formas de hacer y pensar la arquitectura entendiendo la disciplina desde esta visión en clave de re.

re-arquitectura.